* Recuerdos Rurales *

Poesía de autor para el recuerdo.
Nereida Aponte Urbina
Mensajes: 3616
Registrado: 13 Oct 2003 02:36
Ubicación: Puerto Rico
Contactar:

* Recuerdos Rurales *

Mensajepor Nereida Aponte Urbina » 24 Jul 2007 16:12

Recuerdos Rurales

Sentada en el único peldaño de la escalera en aquel pasillo, sobre una tabla cóncava de corteza de palmas, esperaba en la entrada de la humilde cocina. Siempre le ardían los ojos y siempre los tenia llorosos. A su infantil edad aún no conocía que todo tiene una ruta de escape, no importa lo que haya en medio. El humo buscaba su salida.
Aquel dragón flameante cocía sudores y viandas mientras la niña observaba a las dos mujeres. Una era su carné de seguridad, su escudo, su salvación ante los monstruos que salían inesperadamente de cualquier lugar: debajo de la cama, de la letrina, de los gigantescos árboles, de la noche, de los ruidos que producía la nada. La otra, era la sangre india que corría por sus venas, la historia, la pobreza y la aceptación plena sobre la tierra. Nunca la escuchó quejarse, solamente aceptó y llevó a cabo su trabajo en el engranaje del universo. Aquellas mujeres desaparecieron junto con ese tiempo.

Trece cuerdas de terreno en la montaña acompañaban a aquella india y a su esposo. Y se pregunta hoy, la que una vez fue aquella niña, ¿cómo sobrevivieron en esa soledad tan inmensa? ¿Cómo vivieron tanto en esos tiempos, en aquellas condiciones?


Bajaban la montaña, una mujer y dos niñas, cada vez que la sangre las llamaba y las circunstancias lo permitían. Una escalera natural de fango con múltiples pasamanos verdes que tantas veces cedieron entre los puñitos aterrorizados por no caer jalda abajo. Cuántas veces, en tiempos de lluvia, dos culitos adornados de puntillas blancas llegaron como tinajas rojas. El miedo a caer siempre vivió con ella. Aún hoy sigue ahí, aferrado a su piel como se aferró a las plantas para no caer.

Cuántos valiosos recuerdos simples que un día pasarán, como pasaba el humo dejando atrás las lágrimas…

Rafaela Pinto
Mensajes: 7367
Registrado: 14 Oct 2003 20:10

Mensajepor Rafaela Pinto » 13 Ago 2007 17:07

Simplemente emocionante, Nin.

Dan ganas de saber más...


Tú dirás. Si quieres.


Un beso enorme, caribeña.

;-)

Nereida Aponte Urbina
Mensajes: 3616
Registrado: 13 Oct 2003 02:36
Ubicación: Puerto Rico
Contactar:

Mensajepor Nereida Aponte Urbina » 15 Ago 2007 18:42

Hola Raff!!!

Que alegría verte por aqui otra vez. Espero que tu mamá siga recuperandose bien y que tus cosas vayan cayendo en el lugar que deseas.

Estoy por aqui de pasada y corriendo porque ando por EE UU otra vez con mi hijo. Finalmente hoy le han removido el tubo y estará hasta mañana en el hospital. Debe quedarse una semana por aqui pero yo tengo que regresarme el viernes. Gracias a Dios tenemos unos amigos acá y se quedará con su familia varios dias mas ya que el medico le tiene que ver en una semana. Estoy en una biblioteca acompañando a nuestra amiga y aproveché para entrar unos minutos.

Sobre esto que escribí, ya te habrás dado cuenta de que son esos recuerdos que se atesoran de dos mujeres fuertes en aquellos tiempos de niñez que nos heredaron parte de su sangre y su fortaleza. Esas eran espiritus de hierro.
A ver si siguen saliendo cosas de aquel mundo que parecia lejano y que ha salido a la superficie mientras leia a otros compañeros del foro.

Te envio un fuertisimo abrazo.

Muchas bendiciones,

Nereida Aponte Urbina
Mensajes: 3616
Registrado: 13 Oct 2003 02:36
Ubicación: Puerto Rico
Contactar:

Mensajepor Nereida Aponte Urbina » 29 Oct 2008 21:29

Se llamaba María

Luego de tantos años despues de habernos dejado, es que caigo en cuenta de su nombre. Y es que algunas palabras suenan mejor que los nombres, parece como si las hubieran hecho con azúcar. Son caramelo al paladar cuando se pronuncian. Pero, a decir verdad, algunos nombres también nos resultan dulces aunque en ocasiones tiendan, con el tiempo, a tornarse amargos.

Pero, volviendo a su nombre: María, no sé ni por qué lo recordé, porque a quien recuerdo es a ella. Nació con la humildad incrustada en la piel.

Recuerdo que un dia la encontré llorando y le pregunté el por qué. Su esposo, Maximiliano, estaba enamorado, y habia tomado algo de la casa para darselo a "la otra". Mi primer impulso fue partirme de la risa, ¿a los noventa años aun existen las ganas de seguir enamorándose de otra? Esto no me cabia en la cabeza inmadura que tenia en aquel tiempo.
Mi segundo impulso fue de coraje, ella no merecía tal pena a esas alturas de su vida. Pero se lo tragó y siguió viviendo, sirviendo, riendo, y jugando a los caballos, -su única diversión-.

Solo Dios sabe la vida que llevó sin las facilidades de un mundo moderno. Escondida en un campo al custodio de las estrellas.

No sé por qué recordé su nombre, María, porque yo no la llamaba por su nombre. Habia una palabra mas dulce que aún conserva su dulzura cuando la digo "Abuela"...

Nereida Aponte Urbina
Mensajes: 3616
Registrado: 13 Oct 2003 02:36
Ubicación: Puerto Rico
Contactar:

Re: * Recuerdos Rurales *

Mensajepor Nereida Aponte Urbina » 11 Dic 2008 21:52

El encuentro


“Piensen en las cosas que les gustan” -dijo el profesor de sicología y continuó-
“Ahora busquen qué relación tiene con su pasado...”


Con razón me gusta tanto la naturaleza, pensé. Solamente íbamos alguna que otra vez al año. Me daba la impresión que a mi padre no le encantaba ir. Quizás era porque mi madre, por pasar tanto tiempo sin ver a la suya, le costaba mucho despedirse, y a cada paso que la alejaba, se detenían a hablar y la noche nos caía junto con las maldiciones y barbaridades que iba rezongando mi padre jalda arriba en cada despedida. Pero a mi me fascinaba visitar la casita de mis abuelos.

La peor parte era bajar y subir aquel bosque en forma de cuesta. Todas las plantas eran más altas que yo y tenia terror a caerme, pero cuando ya divisaba el portón, hecho de tronco de árboles y alambre de púas, sabia que estaba allí, en el paraíso de mis abuelos. Entonces, soltaba la mano segura de mi madre y corría a encontrar la de abuela.

Recuerdo una ocasión, cuando iba caminando por aquella inmensidad de campo, que nos encontramos frente a frente, ella y yo, ambas nos miramos y ambas tomamos la misma decisión: correr lo mas pronto posible lejos de la otra. Realmente me sentí en pánico, seguramente grité. No recuerdo si llegué de un solo golpe a la casa.

Imagino que también de un solo tirón llegó a la suya aquella culebra.

Nereida Aponte Urbina
Mensajes: 3616
Registrado: 13 Oct 2003 02:36
Ubicación: Puerto Rico
Contactar:

Mensajepor Nereida Aponte Urbina » 19 Dic 2008 17:05

El tesoro

Tan pronto llegábamos, luego de apretarnos entre aquellos abrazos inolvidables, luego de los miles de besos de mis abuelos, pero en especial de "aguela", nos cambiábamos la ropa y, junto a mi prima Iris, mi hermana y yo salíamos corriendo. No recuerdo si alguna vez hubo advertencias, de esas que suelen hacer las madres: cuidado con esto, con aquello, no hagan tal o cual cosa. Parecía como si allí no hubiese peligro alguno. Hoy pienso que tampoco en sus mentes había miedo que tener, aquel era un tiempo de paz, armonía y confianza o quizás era en la mía...

Entrábamos en otro mundo. Trece cuerdas de terreno repletos de naturaleza. Trece cuerdas de cielo solo para nosotras, tres cervatillas felices, buscando, conociendo, aventurando. Era el mundo a nuestros pies. Era tan diferente allí. Posiblemente fue en ese lugar donde conocí primero el concepto de libertad, de amplitud, de inmensidad. Posiblemente allí comenzó mi inquietud sobre la vida y la eternidad.

Encontramos una piedra gigantesca adornando una de las llanuras. Colosal ante mis ojos, jamás había visto, en mi corta vida, una piedra tan enorme. Y comencé a conocerla. La toqué, sentí su piel áspera, le di la vuelta y fue entonces cuando lo vi, era un tesoro casi bajo la piedra.

Me maravillé ante aquel encuentro pero no me atrevía a cogerlo. Que sensación tan grata tuve. Aquella naturaleza me daba el honor de un regalo ¡a mí¡, yo lo encontré.

Llamé a Daisy y a Iris, les grité:
- ¡vengan, vengan! ¡he encontrado un huevo!

Mirna Estrella
Mensajes: 99
Registrado: 12 Nov 2008 17:09
Contactar:

Mensajepor Mirna Estrella » 21 Dic 2008 08:32

Me puedo identificar, será porque la isla es la isla. ;-)

Nereida Aponte Urbina
Mensajes: 3616
Registrado: 13 Oct 2003 02:36
Ubicación: Puerto Rico
Contactar:

Mensajepor Nereida Aponte Urbina » 30 Dic 2008 21:50

Probablemente, Mirna. Espero que la ceremonia de entrega de premios haya estado estupenda. Me acordé mucho de ti esa noche.

Gracias por tu visita.

Luvia Kremel
Mensajes: 2539
Registrado: 22 Dic 2005 17:42
Ubicación: Madrid

Mensajepor Luvia Kremel » 30 Dic 2008 22:43

Te sigo, Ninfa, y me gusta beber de tus recuerdos, saben a hogar, a caseros, y me tranquilizan las retinas y un poquito el alma loca que me ha tocado cargar :roll:

Hace mucho que no te leía y espero que lo de tu hijo haya acabado ya y todo esté como te deseo con toda fuerza.

feliz año, poeta, y ....te sigo leyendo

Nereida Aponte Urbina
Mensajes: 3616
Registrado: 13 Oct 2003 02:36
Ubicación: Puerto Rico
Contactar:

Mensajepor Nereida Aponte Urbina » 30 Dic 2008 23:44

¡Que alegria me da "verte" y que nombre hermoso tienes, Luvia!

No sé qué me ha dado con recordar aquellos tiempos que atesoro como lingotes de oro. Aquel lugar especial de mis abuelos. Cada vez que brinca un recuerdo trato de inmotalizarlos aquí. Seguramente porque se vuelven a vivir.

Sobre mi hijo, estoy muy contenta y agradecida de Dios. Le ha aceptado la Agencia Federal de Aviación (era su sueño) y lo han enviado a el estado de West Virginia como controlador de tráfico aéreo. ¿Quien diría que lo llegaron a diagnosticar con infarto en el tallo del cerebro? Hubo quien dijo que nunca sería controlador aéreo. Amigas y amigos, por eso creo tanto en Dios.

Ahora está lejos pero bien y feliz. A ver cuando escribo algo que tenga que ver con ello y que no sea tan "lugubre"jajaja. ¡Dios! ya puedo reirme de eso.

Me alegra mucho verte y te agradezco tu compartir. Por aqui seguiremos, aunque sea un aguacero "bobo" de gota a gota.

Que tu año llene repleto de bendiciones, de alegría, de PAZ, de proyectos nuevos y mucho AMOR!!!!.

Un fuertisisisimo abrazo,

Arantza G. Mondragón
Mensajes: 7655
Registrado: 21 Jul 2007 03:54
Ubicación: Vitoria-Gasteiz
Contactar:

Mensajepor Arantza G. Mondragón » 31 Dic 2008 00:27

Hola Ninfa. Te he leído aqui y allá y me alegro profundamente de la recuperación de tu hijo. Sé que lo habéis pasado muy mal. Es todo un campeón, un tremendo luchador por la vida. También te felicito a ti por tu fe, fuerza y coraje. Benditas madres, por Dios.

Aunque no te haya comentado, siempre leo tus relatos. Hay mucha ternura y dulzura en ellos y como lectora, siempre lo agradezco.

Un besote grande grande y Feliz año nuevo, bonita.

Nereida Aponte Urbina
Mensajes: 3616
Registrado: 13 Oct 2003 02:36
Ubicación: Puerto Rico
Contactar:

Mensajepor Nereida Aponte Urbina » 31 Dic 2008 17:47

Gracias, Arantza, por tu gesto, por entrar y comentar con el corazón en la mano.

Las cosas que nos pasan, no suceden por casualidad. Aunque eso está más que dicho, así es. Algunos necesitamos experiencias muy fuertes para que veamos cosas que de otra forma no veríamos. Ese incidente en mi vida (casi perder a mi hijo), cambió mi vida de negro a blanco, de oeste a este, de abajo a arriba. Este incidente me llevó a morir para nacer de nuevo. Así es como puedo describirlo mejor. Todavía queda mucho por aprender, por conocer y por morir, pero lo mejor de todo es que ya no hay miedo, ahora solo hay una paz tan grande como DIOS que es quien me la da. Hoy día agradezco aquel evento.

Yo también camino y leo por todo este castillo y sus pasillos y pabellones. A veces deambulo y a veces me meto en las fiestas y comento. Quisiera poder estar mas activa de lo que puedo, poco a poco.

Que el gran Dador del universo, el gran Yo Soy, el Admirable, el Príncipe de Paz y el Dios de Amor te cubra con su mirada y te acurruque en Su corazón para que este año sea de bendición en tu vida y te conceda lo que mas anhele tu corazón. Por mi parte le pido para ti Paz, Amor, Salud y alegría.

Te envío un fuerte abrazo,

Nereida Aponte Urbina
Mensajes: 3616
Registrado: 13 Oct 2003 02:36
Ubicación: Puerto Rico
Contactar:

* Nos dejó tan joven...*

Mensajepor Nereida Aponte Urbina » 14 Jul 2009 01:21

Una noche diferente

Apenas la recuerdo, yo era tan pequeña. No puedo concretar qué edad tenia yo aquella noche.

La casa de mis abuelos, aquella casa rural, sin electricidad, sin agua potable, en medio de la nada, siempre llena de alegrias, de colores, de naturaleza y sobre todo, de humildad, esa noche estaba reventando de gente, tanta, que no cabian dentro. Los de afuera se asomaban por las ventanas.
Yo, como era pequeña, me escurria entre las piernas de todos.

La gente parecia triste. Mami, como estatua de cera, no parecia estar allí -jamás fue la misma despues de esa noche-.

Todos se apiñaban alrededor de una caja donde dormia mi tia, la mas joven. Yo no alcanzaba a verla.
.
.
.
Siempre que lo recuerdo, un frio me corre por las venas. No pude conocerla. Sé que se fue de noche, en una carretera que aun sigue robándose las vidas.

Arantza G. Mondragón
Mensajes: 7655
Registrado: 21 Jul 2007 03:54
Ubicación: Vitoria-Gasteiz
Contactar:

Mensajepor Arantza G. Mondragón » 14 Jul 2009 01:38

Hola Ninfa, ¿qué tal estás? Me alegra volver a verte escribiendo. A ver si te animas más a menudo.

El relato está escrito por los ojos de un niño, salvo cuando habla el adulto al decir que mami no fue la misma después de aquello y la frase final.

No sabías la edad que tenías pero sí se quedó grabado el recuerdo de aquel día.

En mi infancia hubo muchas muertes en poco tiempo y me acuerdo perfectamente de todos los detalles.

Hoy me acordé de mi tía Arantza al leerte, que también murió joven, y mi madre jamás volvió a ser la misma, ni nadie.

Un abrazo grande.

Nereida Aponte Urbina
Mensajes: 3616
Registrado: 13 Oct 2003 02:36
Ubicación: Puerto Rico
Contactar:

Mensajepor Nereida Aponte Urbina » 29 Jul 2009 01:53


Que sorpresa me das, Arantza, gracias! Disculpa la tardanza en contestarte pero estoy, como verás, un poco alejada. Circunstancias de la vida, para no entrar en detalles. Pero no me alejo del todo de Ultra, siempre lo llevo en un lugar de mi corazón.

Esmelina, como se llamaba mi tia, que realmente no conocí, murió muy joven. La tragedia no terminó alli porque dejó una hija a quien crió mi abuela, pero su vida no ha sido como quizás hubiera sido si hubiese tenido a su mami.

Gracias Arantza, por compartir estas memorias.

Te envio un fuerte y calido abrazo,


Volver a “Memorias personales”

¿Quién está conectado?

Usuarios navegando por este Foro: No hay usuarios registrados visitando el Foro y 1 invitado